Máximo Cerdio

Máximo Cerdio

Viernes, 16 Febrero 2018 05:34

Pactú el indestructible

“Íralo, ahí va pasando por la calle Rayón, seguramente va hacia El Paraíso a echarse un café; ahorita lo alcanzo para darle su ayuda”, eso me dijo Chucho, el encargado del restaurante Emilianos, mientras platicábamos sobre la forma de localizar a Francisco José Helguera Díaz, conocido como Pactú el mimo, ya que no contestaba su teléfono celular, mandaba a buzón.

“Por favor, dile que nos vemos a las 10:30 en el zócalo para entregarle unos depósitos que me hicieron algunos compas que no le pueden entregar el dinero a él directamente. Dile, por favor, que nos vemos al rato. Gracias, pariente”.

El martes 13 de febrero de este año Pactú tuvo un derrame cerebral, amigdalitis aguda e hipertensión; motivo por el que el doctor Rodolfo A. Arriaga González le extendió una receta médica con tres medicamentos que el mimo Pactú no podía costear y los cuales necesitaba con premura. (El lunes había tenido un desmayo pero supuso que era por hambre).

De inmediato se solicitó ayuda en los muros de Facebook y hubo muchas personas que respondieron y ofrecieron los medicamentos al mimo, así como otro tipo de ayuda.

El jueves 15 de febrero, por la mañana un familiar de Pactú dio esta información en redes sociales: “Hola a todos, gracias por preocuparse por la salud de Pactú, ya se encuentra mejor, en si ya está de nueva cuenta trabajando, saludos y gracias a todos”.

A eso de las 11 de la mañana llegó Pactú a Plaza de Armas (a lo que la gente llama “El Muro de los Lamentos”, porque ahí se concretan conferencias de prensa de ciudadanos y ONG). Iba con la cabeza media chueca, mirando de lado y sin maquillaje:

“Es que no veo bien con la mitad del ojo izquierdo”, dijo.

Ahí mismo le hicimos entrega de la “vaquita” que habíamos hecho y los tomó con una sonrisa y agradeció el apoyo; luego fuimos a una tienda para sacarle una tarjeta para que le pudieran depositar directamente quienes habían manifestado su deseo de enviar dinero por esta forma, pero la dependienta nos pidió la credencial para votar con fotografía del INE y el mimo no la tiene, se la robaron a finales de febrero de 2014, junto con placa dental y una mochila negra.

Quedamos en tramitarle su credencial, pero después de que pase el proceso electoral (en julio de este año) porque hasta esa fecha se puede, de acuerdo con el Instituto Nacional Electoral. En tanto pudiéramos obtener la tarjeta, quedamos en tramitar una a nombre de una persona de mucha confianza para que por ahí llegue la ayuda.

En relación con el aspecto de salud, un médico de Jiutepec nos dio su teléfono: “leí en La Unión de Morelos y en las redes sociales el caso de Pactú y le doy atención médica gratuita y yo le surto la receta; si necesita ambulancia también puedo proporcionarle ese servicio, todo sin costo”, ofreció.

Desde hace más de ocho años Pactú sale del cuarto que le presta su hermana. Va a trabajar en el centro de la ciudad, lleva en su espalda la carga de mantener viva la mímica, es su único objetivo. Llega alguna de las bancas de Plaza de Armas o en las escaleras y se maquilla; en seguida va a los restaurantes a dar su espectáculo de silencios. El día de hoy, después de tantos años, no se maquilló y anduvo sin guantes. Salió casi desnudo a la calle:

“Voy a andar aquí un rato y después me voy a ver a unas amigas para platicar un rato”, explicó.

Por las redes sociales, en la mañana el enmascarado urbano BluGuache subió un video, en el que le echaba porras para que continuara con su objetivo:

“Pactú, échale muchas ganas. Si se muere la mímica, si dejas de hacer mímica ya valió madre el mundo. Ya se fue Juan Gabriel y si te vas tú va a valer madre todo. José José anda atarantado, totoreco, dicen en mi tierra, pero ahí anda. Échale muchas ganas”.

Actualización

Del estado de salud de Pactú

Información sobre Pactú Francisco José Helguera Díaz

Jueves 15 de febrero de 2018. A los amigos interesados en Pactú. Está tomando ya sus medicamentos y se está recuperando. Anda en plaza de armas pero va a ir a descansar y recuperarse.

Le llevé el dinero que juntamos y agradeció a quienes cooperaron el apoyo.

Fuimos a una tienda para sacarle una tarjeta para que le pudieran depositar directamente quienes habían manifestado su deseo de enviar dinero por esta forma, pero la dependienta nos pidió la credencial para votar con fotografía de INE y el mimo no la tiene, se la robaron a finales de febrero de 2014, junto con placa dental y una mochila negra. Quedamos en tramitarle su credencial, pero después de que pase el proceso electoral (en julio de este año) porque hasta esa fecha se puede, de acuerdo con el Instituto Nacional electoral.

En tanto pudiéramos obtener la tarjeta, quedamos en tramitar una a nombre de una persona de mucha confianza para que por ahí llegue la ayuda.

En relación con el aspecto de salud, un médico de Jiutepec ofreció atención médica gratuita y abastecimiento de la receta; si necesita también puede proporcionar consulta. Todo sin ningún costo.

Mientras le tramitamos su credencial, varios amigos sugirieron que si lo ven en la calle lo apoyen con algunas monedas o lo saluden y platiquen con él.

Estamos pendiente de su caso.

Gracias.

Cuernavaca, Morelos; 14 de febrero de 2018.- Francisco José Helguera Díaz, conocido como Pactú el mimo, se encuentra enfermo.

De acuerdo con una constancia médica, ayer tuvo un derrame cerebral (“accidente vascular cerebral izquémico”), amigdalitis aguda e hipertensión; motivo por el que el doctor Rodolfo A. Arriaga González le extendió una receta médica, con tres medicamentos que el mimo Pactú no puede costear y los cuales necesita con premura.

En entrevista telefónica dijo que para cualquier ayuda se le puede localizar personalmente en el teléfono celular 777 1882102 o en el domicilio donde su hermana le presta un cuarto, localizado en Camelina número 4, Casa 4, en la colonia Palmira.

Pactú es parte de los personajes de Cuernavaca; ha sido objeto de varios reportajes, notas y motivos de fotografías y pinturas de artistas de Cuernavaca.

Trabaja en la calle y en los restaurantes del primer cuadro, su objetivo en la vida es, según el mismo lo ha manifestado, “hacer mímica para que ésta no muera”.

El señor del Silencio es un hombre solo, sobrevive con las monedas que la gente le obsequia; habita un cuarto que su hermana le presta y todos los días sale maquillado a recorrer el centro de la ciudad, para realizar su trabajo de silencios y ganarse unas monedas.

Un mensaje de BluGuache para el mimo Pactú

 El pasado 6 de Enero celebrábamos su cumpleaños con este video especial:

Lunes, 12 Febrero 2018 05:57

Los vochos de Jojutla

Desde el día 20 de septiembre del año pasado hemos caminado las calles de varios municipios de la zona sur como Zacatepec, Jojutla, Tlaltizapán y Tlaquiltenango y documentamos los efectos desbastadores del terremoto del 19 de septiembre. Ésta es una muestra de los “vochos” que hemos fotografiado en la cabecera municipal de Jojutla, Morelos, México.

El miércoles 20 de septiembre de 2017 a las 16:41 horas, en la calle Ignacio Allende 111, dos hombres trataban de abrir un portón de un domicilio: el terremoto destruyó parte de la casa y una de las columnas se venció y era prácticamente imposible abrir el portón para sacar de adentro un Volkswagen sedán, color azul.

El domingo 22 de octubre del año pasado volvimos a pasar por esa calle y varias casas habían sido demolidas, los dueños de la 111 habían sido reubicados en un espacio vacío dentro de unas casitas chinas azules. Frente a la casita estaba un “vocho” azul. Una mujer estaba frente a la casita y le preguntamos si era el mismo auto que se había quedado encerrado y nos respondió que sí:

–De lo poco que resistió y que pudimos salvar fue el “vochito”, ahora es el único patrimonio con el que contamos...

De manera ocasional y principalmente en Jojutla hemos tomado algunas fotos de autos Volkswagen sedán, conocidos como “vochos” o “vochitos”, que “aparecen” a nuestro paso por las calles, como escarabajos empolvados, y nos recuerdan las películas sobre la segunda guerra mundial en donde estos autos se pueden observar transitando por las calles bombardeadas.

El Volkswagen fue producido entre los años 1938 y 1978 en Alemania, y después se siguió fabricando en México hasta 2003.

A este modelo de automóvil se lo denominó KdF-Wagen o Kraft durch Freude Wagen, en alemán, “El coche de la fuerza mediante la alegría”.

A lo largo de diferentes países y lenguas se le atribuyeron los nombres populares de Volkswagen o Käfer (literalmente, en alemán, 'coche del pueblo' y 'escarabajo'), Beetle (literalmente, en inglés, 'escarabajo'), Coccinelle (en francés, literalmente 'mariquita') etcétera En los países hispanohablantes se lo denomina de diferentes maneras, Volkswagen vocho, Volkswagen Sedán, Pichirilo, Escarabajo, Peta, Sapo, Poncho, etcétera.

El 30 de julio de 2003, salió de la línea de producción el último vocho, que fue inmediatamente enviado al museo de Volkswagen localizado en Autostadt ubicado en Wolfsburg y el penúltimo construido (Número 2.999 de la última edición) se encuentra en el Museo & Club del Automóvil de la ciudad de Puebla, México.

Monseñor Dionicio Antonio Chahda, obispo de Alepo, Siria, dio a conocer que existe una persecución de católicos en esa ciudad por parte de los rebeldes, quienes la invadieron en junio de 2012 y desde esa fecha Alepo se convirtió en el principal blanco de ataques.

Esto lo dio a conocer en la misa que se realizó en el atrio de la catedral de Cuernavaca, a la que fue invitado por el obispo Ramón Castro Castro.

“Han asesinado a religiosos y religiosas y también a civiles que profesan la religión católica, porque nuestro mensaje es de paz; por ejemplo, nosotros perdonamos a nuestros enemigos y eso ellos no lo pueden entender. Dos sacerdotes fueron secuestrados por los rebeldes y dos más, que fueron a buscarlos, desaparecieron”.

También dijo que en Siria había una población de aproximadamente 40 por ciento de católicos y varias misiones de diversas partes del mundo, especialmente de América Latina.

El día 12 de diciembre llegó a Alepo, Siria, una imagen de la virgen de Guadalupe y coincidió con el retiro de los rebeldes.

”Durante varios años el gobierno trató de inhibir a los rebeldes, pero éstos continuaban atacando a los militares y a la población civil, sin embargo, con la llegada de la Virgen de Guadalupe, los rebeldes se retiraron y desde entonces tenemos tregua o paz en la ciudad”, relató el obispo sirio, quien estuvo en Venezuela por más de treinta años.

Pidió orar por los católicos que son perseguidos en Siria y en el mundo y dijo que era un sueño venir a México invitado por el obispo de Cuernavaca.

Por su parte, Ramón Castro Castro agradeció a Dionicio Antonio Chahda su visita, y dijo que en Morelos no hay persecución a creyentes por sus convicciones religiosas, pero sí existe persecución por decir la verdad y anunció que en el mes de mayo de este año los católicos de Morelos realizarán una caminata en favor de la paz.

 

 

 

Domingo, 04 Febrero 2018 09:53

El espíritu zapatista

Tlaltizapán.- El sábado 27 de enero se inauguró el mural El espíritu zapatista, en los muros que dan a la calle de la casa ubicada entre Allende y Zaragoza, barrio San Marcos.

El mural fue dirigido por Artemio Aguilar López y en él participaron varios pintores y gente de barrio.

Fue presentado por gente del pueblo y por personas que llegaron de otros municipios, interesados en la cultura zapatista, entre los que destacan el poeta del pueblo Alejandro Machuca, César Alvear, y la maestra Margarita Alvear.

Allí integran elementos propios de Tlaltizapán como su iglesia de San Miguel Arcángel y el corral de toros. "Era usado para unir a las personas, para que se divirtieran en los días de fiesta".

Destaca la figura de Zapata con una carabina en las enormes y un caballo, apostados en la entrada de un tecorral, una heloderma y pájaro llamado charretero, un río y el loquito del pueblo, entre otros símbolos.

De acuerdo con Félix Aguilar Lozano, El espíritu zapatista tiene como objetivo fortalecer la lucha zapatista y la permanencia del caudillo del sur en Tlatizapán; y el rechazo a Porfirio Díaz, “a quien el neoliberalismo ha tratado en estos tiempos como un héroe, pero que en realidad fue un tirano y vendió a México”.

En la parte izquierda de la pared frontal está Porfirio Díaz y debajo de él una mujer rubia y semidesnuda. Porfirio Díaz metió las vías del ferrocarril aquí no porque fuéramos grandes productores de granos, sino para facilitar el viaje de la Ciudad de México a este lugar para ver a esta nalgona”, afirmó uno de los presentadores.

Para la elaboración del mural no se pidió ni dinero ni permiso, y lo quisieron plasmar en una casa del emblemático corral de toros, para que la gente sepa que más allá de lo turístico, unos muchachos que no pasan de los treinta años edad están contando una historia que no se olvida de Zapara ni de sus raíces ni de su lucha.

 

 

En el Museo de la Ciudad de Cuernavaca (MuCiC) se inauguró “One Dolor Gráfica Migratoria”, del artista plástico y curador México-Americano Sergio Gómez.

La muestra está integrada por siete dibujos a gran escala con técnica mixta media sobre papel, relacionados con el tema de la inmigración, y estará en las salas 1 y 2 del MuCiC hasta el 8 de marzo de este año.

 

La exposición “One Dolor Gráfica Migratoria” es una crítica a los problemas de la diáspora que, de acuerdo con Sergio Gómez, es un fenómeno global pero que tiene elementos comunes como el “dolor”, la discriminación, la falta de oportunidades, la explotación, el hostigamiento…

Según el artista plástico, “One Dolor Gráfica Migratoria” narra parte de la política antiinmigrante que se ha lanzado desde la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos, aunque muchos de los dibujos expuestos en el MuCiC son de un tiempo anterior.

Gómez afirmó que hay una gran cantidad de artistas latinoamericanos que han hecho y expuesto obras críticas en contra de los efectos negativos de las políticas antiinmigrantes, pero también artistas norteamericanos que se han solidarizado.

En su momento, Sergio Gómez ha dicho: “Cuando se trata de mi trabajo en el estudio, mi obra de arte es una investigación personal para comprender los ciclos de la vida y nuestra conciencia espiritual a lo largo de ese viaje. Esta ha sido mi búsqueda para toda la vida, comprender las intrincadas relaciones de la vida con este mundo y el que está arriba y después. Si estas ideas resuenan con tu propia búsqueda de vida, creo que te conectarás con mi trabajo”, ha asegurado Sergio.

Después de Cuernavaca, “One Dolor Gráfica Migratoria” se va hacia Querétaro.

Por su parte, Antonio Lestrade Gris, subdirector del MuCiC, dijo que es un honor tener en este espacio a Sergio Gómez, un artista de talla internacional que permitirá que otros artistas mexicanos observen lo que se está haciendo en Estados Unidos sobre el tema migratorio y posibilitar una retroalimentación.

Sergio Gómez es un artista visual y curador que radica en Chicago, Estados Unidos, desde los 16 años. Ha realizado exposiciones individuales en Estados Unidos, Italia, México y Viena, y colectivas en España, Suecia, México, Austria, Italia, Corea del Sur, Inglaterra, El Cairo, Bélgica y Estados Unidos. Su obra se puede encontrar en colecciones privadas y públicas del Museo Nacional de Arte Mexicano, el Museo de Arte Brauer, y el Museo Internacional de Italia Arte MIIT, entre otros.

Es director de Exposiciones en el Zhou B. Art Center, director de Art NXT Level Projects (anteriormente 33 Contemporary Gallery), cofundador de  Art NXT Level®, fundador de  Amplified Art Network , colaborador de Italia Arte Magazine, y cofundador de Care + Commit = Change.

Es también profesor de Arte / Diseño en South Suburban College.

Entre los múltiples reconocimientos que ha recibido destacan el Premio Medallón del Laureado Lincoln, otorgado por la Academia Lincoln y por el ex Gobernador de Illinois, el Sr. Jim Edgar, por sus logros como estudiante en la Universidad de Gobernadores.

Ha comisariado más de 100 exposiciones en Estados Unidos y en el extranjero como "La Exposición Nacional de Autorretrato", "Get Real: Nuevo realismo figurativo en Chicago", "CelebrARTE", "Chicago's Twelve", "Chicago's Twelve at Garfield Park Conservatory "," I AM American Traveling Exhibition "y" National Wet Paint Biannual MFA Exhibition”. También ha comisariado proyectos para el Museo Nacional de Arte Mexicano, el Centro de Arte Evanston, el Museo Regionale Di Scienze Naturali, Italia, el Museo Internacional Italia Arte, Italia, y Sirnona Fine Arts en colaboración con Didi Menendez.

 

 

 

 

Martes, 06 Febrero 2018 05:17

La casa 403 de Pensador Mexicano

Jojutla. Bajo el cielo de cobalto, que se resiste a ser un lugar común en esta ciudad, la mayoría de las construcciones del centro continúan desechas. A pesar de que ya pasaron más de cuatro meses del terremoto, la gente aún no se acostumbra a ver su casa o su calle en ruinas. María Guadalupe Muñoz vivió más de cincuenta años en el número 403 de la calle Pensador Mexicano, cerca de la terminal de los Pullman de Morelos y de las casas de las palomas urbanas que se niegan a abandonar el lugar donde nacieron. Frente a lo que ahora es un vacío en el que está enterrado un árbol de aguacate, la mujer sola relata que su casa tenía más de cien años de edificada. Aun cuando tuvo que ser demolida quedan los recuerdos de cada cosa y cada momento en que su esposo, finado hace siete años, y ella la fueron modificando conforme las necesidades se fueron presentando. –Yo podría entrar con los ojos cerrados a mi casa. Conozco perfectamente cada parte porque la fuimos ampliando conforme fuimos creciendo como familia. Mi casa era de adobe.

Al frente tenía dos balcones y la puerta de entrada. Aquí era el portón para meter el coche. Enseguida estaba la sala-comedor y después el despacho de mi esposo, que era abogado. Adelante estaba la cocina y enseguida el corredor que llegaba hasta atrás, en donde había dos recámaras, que después ampliamos a cuatro y una más arriba. Detrás del aguacate estaba mi lavadero. Una de las partes de la casa que más disfrutaba María Guadalupe era su cocina: –Mis lugares preferidos eran mi recámara y mi cocina. Mi recámara porque era mi lugar de descanso y quietud. Mi cocina era muy bonita, la diseñó mi esposo, estaba llena de azulejo azul. Primero era blanca y con unos cuadritos con florecitas azules, después mi esposo la cambió y puso azulejos amarillos con azul marino.

Tenía cuatro hornillas y mi esposo me mandó a hacer una hornilla muy grande para poner la olla del pozole. Me gustaba mucho mi cocina; cuando demolieron mi casa lo último que tiraron fue mi cocina y yo vi eso desde aquí desde donde estoy ahorita parada. En un momento no quedaba nada, es raro, no me acostumbro a este vacío todavía. Toda mi casa la recuerdo etapa por etapa y cómo mis hijos fueron creciendo y se iban a la universidad. Venían cada fin de semana a la casa y yo me alegraba mucho, pero también me ponía muy triste cuando se tenían que regresar a la escuela y nos dejaban a mí y a mi esposo solos. Luego crecieron y se casaron, hicieron su vida y su familia fuera de aquí, pero los fines de semana regresaban, ahora con más familia: los hijos, las nueras, el yerno, los nietos, era el gran bullicio. Todos nos juntábamos en un momento de mucha alegría. Pero luego se iba uno y luego el otro y poco a poquito la casa se iba quedando en silencio y soledad. Ahora mire, todo está vacío. María Guadalupe Muñoz no estaba en su casa el 19 de septiembre, había ido a la Ciudad de México a una consulta médica y se quedó en la casa de unos de sus hijos, pero al día siguiente llamó a los vecinos y éstos le comunicaron que su casa se había caído: –Pensé que era una barda, pero se cayó todo; bueno, gran parte y se tuvo que destruir todo por el peligro que representaba para nosotros y para los vecinos. La vivienda que le construirá la Fundación del señor Carlos Slim o Asociación Carso A.C., no es como la que ella tiene en su pensamiento, pero una vez que ya esté edificada se ampliará para que el fin de semana puedan llegar sus hijos, sus nueras, su yerno y sus nietos a llenar de bulla su hogar, como cuando su esposo vivía. Aunque la cocina, que es la parte que más disfrutaba de su casa caída, será también una cocina cualquiera: ya no podrá cocer en la gran hornilla especial el pozole que tanto le gustaba a su marido.

 

 

 

 

Fallas forenses le dejaron un año en el Semefo.

Lunes, 29 Enero 2018 05:07

Los perros del Popeye

Miércoles, 24 Enero 2018 05:24

El inolvidable tatuaje del maestro Spider

Página 1 de 35
logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.