Habitan zonas de posibles hundimientos del suelo; también hay riesgo de caída de árboles en la carretera México-Cuernavaca.

Más de 200 familias de Huitzilac habitan en zonas de riesgo por inundaciones y deslaves que pudieran registrarse en esta temporada de lluvias, así lo confirmó el alcalde Antonio Cruz García.

Refirió que también la carretera México-Cuernavaca es una zona de riesgo para los automovilistas ante la posible caída de árboles, por lo que el Ayuntamiento solicitó a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) operativos de supervisión. Refirió que se pidió la autorización para la tala de los ejemplares que pudieran causar problemas o los que ya no tengan vida.

De acuerdo al edil, en la zona conocida como La Estación (donde atravesaban las vías del tren) habitan 200 familias, cuyas vidas están en riesgo por posibles hundimientos del suelo, que, a su vez, pudieran causar inundaciones.

En la comunidad de Tres Marías, agregó, también se alertó a más de 10 familias por posibles desgajamientos de los cerros que se reblandecen con las lluvias.

"Estamos en estudios y hemos tomado acciones para alertar a las personas que se retiren de la zona, pero a veces no consideran que esto es un peligro”, explicó.

El alcalde dijo que se trabajó en coordinación con el Ayuntamiento de Cuernavaca para limpiar barrancas y con ello evitar inundaciones.

 

Publicado en Sociedad
Jueves, 14 Junio 2018 05:58

Lluvias causan afectaciones en Jojutla

En la unidad Higuerón, las calles y el mercado Rivapalacio.

Jojutla.- El azolve de canales y la insuficiencia de las tuberías ocasionaron que se inundara una manzana del conjunto habitacional Infonavit Higuerón, luego de la lluvia de la noche del martes; hasta el mediodía día de ayer, los escurrimientos mantenían inundadas las calles de varias partes del centro de la ciudad.

El director de Protección Civil y Bomberos, Irineo Herrera Ocampo, informó que debido a la extraordinaria lluvia que cayó la noche del martes, se inundó principalmente una parte de la unidad habitacional mencionada a causa de filtraciones del canal que pasa a un costado.

El agua alcanzó en los domicilios entre cinco y 10 centímetros de altura y no pudo extraerse con bomba, ya que el tirante era pequeño, por lo que los bomberos auxiliaron a sacar el agua con cubetas y cacerolas.

“El problema es el canal, que pasa por atrás de esta unidad”, enfatizó.

En cuanto al problema de la inundación de las calles, mencionó que también el problema es un canal de riego que pasa a la salida de Jojutla por Tlaquiltenango, donde el escurrimiento de las parcelas acumuló “bastante agua” y se desbordó hacia Jojutla.

Dijo que no se podía hacer nada más que esperar a que termine de escurrir.

Aunque se podía observar claramente cómo el agua brotaba de los pozos de visita del drenaje, el funcionario aseguró que las tuberías no estaban azolvadas, pues no hace mucho se les hizo limpieza.

Por otra parte, un grupo de locatarios del mercado “Antonio Rivapalacio” se quejaron porque el escurrimiento del techo dañó su mercancía.

Ana Lilia Concha Peña, vendedora de mochilas, dijo que alrededor de 10 locales resultaron afectados porque la techumbre tiene muchos agujeros.

“Todas nuestras cosas se mojaron, peluches, juguetes, están mojadísimos y se nos echaron a perder”.

Reseñó que ese es un problema viejo que no había sido atendido por las autoridades y aunque la techumbre es nueva, se mete mucha agua por los orificios.

“Hemos mandado oficios y hasta ahorita se nos está dando un respuesta”.

En el lugar ya hay trabajadores que se encargarán de reparar la techumbre.

Un soldador, César Valentín Bahena explicó que el problema es que el canalón ya está muy viejo y podrido, lo mismo que las caídas de agua, por lo que tendrán que cambiarlas.

Dijo también que debido al sismo se traslaparon las láminas y movieron las pijas, por lo que dejaron huecos que van a rellenar.

Estimó que todo este trabajo les llevará por lo menos 15 días.

 

Publicado en Zona Sur

Pero no alcanzó el nivel de contingencia.

Tlaltizapán.- Las autoridades municipales reportaron que los ríos Dulce, Cuautla y Yautepec tuvieron un incremento en el nivel de sus cauces por las lluvias de las últimas horas, pero no al grado de poner en riesgo a la población.

En un comunicado oficial, la comuna reportó que hasta la tarde de ayer no se ha había presentado ninguna contingencia por la creciente de los afluentes mencionados.

Aseguró que los responsables de Protección Civil municipal y estatal monitorean permanentemente el comportamiento de estos ríos.
Señala que en el caso del río Dulce, aunque subió su cauce, afortunadamente no logró desbordarse, por lo cual no hubo afectaciones que pudieran estropear el paso vehicular de la carretera Zacatepec-Tlaltizapán, ya que solamente sobrepasó “un poquito” el agua en algunos terrenos ubicados sobre la carretera, pero no se registró ninguna inundación.
En el caso de los ríos Yautepec y Cuautla, agrega, “los de Protección Civil Municipal” aseguraron que hasta el momento todo está normal ya que no se presentó ningún problema. Sin embargo, hicieron un llamado a todas aquellas personas  que viven en zonas de alto riesgo, a los que viven en las orillas de la barranca o cerca de los ríos, a que estén muy al pendiente de la voz de alerta que pudiera dar Protección Civil y acaten las recomendaciones.

“Estamos muy al pendiente ambas áreas, con seguridad pública, por lo que estamos haciendo recorridos constantes y monitoreos, especialmente en el puente del Ahogado, el cual se ubica en el libramiento de la carretera Yautepec-Tlaltizapán, entre el poblado de Bonifacio García y Las Estacas, debido a las afectaciones que dejó el temblor, por lo que las autoridades están muy al pendiente de esta vía de comunicación por cualquier creciente que pudiera haber, para que este no pueda sufrir ningún deslave fuerte y pudiera el puente colapsar, por la primera creciente del río”, dijeron los responsables de estas áreas.

Finalmente las autoridades reiteraron a la población permanecer alerta y seguir las indicaciones que pueda dar la Dirección de Protección Civil.

 

Publicado en Zona Sur

Apenas se recuperan de la inundación de la temporada pasada y los daños provocados por el 19-S.

Miacatlán.- Ante la presencia de las primeras lluvias, los palaperos del Muelle en Coatetelco temen que el nivel de la laguna aumente y nuevamente inunde sus negocios.
Un grupo de palaperos se dijo preocupado ya que han comenzado a caer las primeras lluvias y con ello el riesgo latente del aumento del nivel de la laguna en la comunidad.
Agregaron que otra vez está en riesgo su patrimonio, que es su sustento económico, y un espacio de empleo para algunos lugareños.
Por ello, llamaron a las autoridades a fungir como mediadores con el grupo de ejidatarios y pescadores para determinar las acciones que permitan reducir el riesgo de daños a su patrimonio.
"Estamos apenas recuperándonos de la inundación del año pasado, de los daños del sismo. Queremos recuperar nuestra actividad y seguir teniendo trabajo. Hoy se prevén lluvias abundantes y con ello el aumento del nivel que puede volver a inundarnos nuestros negocios", dijo uno de los locatarios.
Agregaron que la intención es obtener apoyos o financiamientos para reubicar las palapas; sin embargo, ningún nivel de gobierno los ha respaldado.
Por último, comentaron que algunos candidatos se han acercado con la promesa de ayudarlos si les dan el voto, pero nadie da una solución inmediata al problema.

Publicado en Zona Sur

Habitantes temen el desplome de más edificios por las lluvias.

Cuautla.- El desplome de un segundo edificio antiguo en el centro histórico de Cuautla aumentó la preocupación de los ciudadanos y comerciantes de esta zona, quienes han demandado la urgente intervención de los inmuebles dañados por el sismo del 19 de septiembre antes de que se caigan sobre los peatones o personas que ejercen el comercio en esos lugares.

Con la entrada de las lluvias, se registró este fin de semana el colapso de un edificio ubicado en la calle de Galeana en el centro de la ciudad, que constituye el segundo edificio luego de que a finales del año pasado se desplomó otro en la calle de Villagrán, por la presunta falta de supervisión de las autoridades de Protección Civil y Desarrollo Urbano del municipio.

Tan sólo en el centro de la ciudad se ubican 19 edificaciones consideradas como monumentos históricos, que son protegidos por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), mismos que registran serios daños estructurales.

Entre estos se encuentran el palacio municipal, los edificios de la calle de Tesorería, Temor, Hiedras, el Ex Convento de Santo Domingo, la barda del histórico panteón municipal, además de edificios particulares que aún no han sido reparados por falta de autorización del INAH que no los ha liberado para su rescate, señaló Víctor Manuel Araujo Moreno, director operativo de Protección Civil municipal.

El funcionario aseguró que por petición de los habitantes y comerciantes del centro histórico se realizará una nueva supervisión de todos estos edificios, para prevenir que se repita el colapso de más edificaciones como el ocurrido el sábado pasado.

“El sábado hablé con la encargada del INAH quien me comentó que en  cuanto les indicara, se haría una reunión con ellos para hacer el recorrido Protección Civil, Obras Púbicas y el INAH. Les comente que los edificios han estado resentidos, hemos tenido más de siete mil réplicas desde el 19 de septiembre a la fecha”, indicó.

Señaló que se tiene que actuar con rapidez  para neutralizarlos riesgos que aumentan con las lluvias. “Tenemos que hacer acciones muy rápidas porque se viene el agua, vamos a tener mucha agua en esta época de lluvias, debemos estar pendientes y estar en coordinación con el INAH y obras públicas”, aseguró.

 

Publicado en Cuautla
Sábado, 09 Junio 2018 05:50

Habrá lluvias intensas el fin de semana

Este fin de semana se prevén lluvias muy intensas en Morelos debido a la llegada del primer huracán de la temporada a territorio nacional, denominado “Aletta”, cuya categoría se elevó a nivel cuatro este viernes.

El titular de la Comisión Estatal del Agua (Ceagua), Juan Carlos Valencia Vargas indicó que –de acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional– éste es el primer huracán de 18 que se esperan por el lado del océano Pacífico y de 14 que ya se identificaron por el Atlántico y que podrán tener efectos en el territorio nacional.

Recordó que la temporada de lluvias concluirá en noviembre, pero las más intensas se proyectan de junio a septiembre. Para todo el año se ha observado una intensidad superior a la media en relación con años anteriores.

La madrugada del viernes se registró una precipitación de 60 milímetros en Cuernavaca, lo que significa lluvias torrenciales.

Valencia Vargas recodó que en Morelos hay alrededor de 16 mil personas en zonas de riesgo debido a la posible creciente de ríos como el Yautepec, Apatlaco, Cuautla y Chalma-Tembembe.

Comentó que este año se realizó el desazolve en cinco kilómetros de cauces, principalmente en los municipios de Jojutla (por el sismo), Temixco y Puente de Ixtla. En el resto se les indicó a los ayuntamientos cuáles son los tramos que debían desazolvar. “En algunos casos sí se atendió, en otros no, pero están a tiempo”, apuntó.

El funcionario comentó que se mantiene el monitoreo sobre la creciente de dichos ríos; en caso de que por los escurrimientos suban a cierto nivel de riesgo, se avisará a autoridades de Protección Civil y éstas, a su vez, alertarán a la población.

 El funcionario estatal pidió no hacer caso a información de páginas o redes sociales no confiables, pues “se generan muchos chismes: que se rompió la presa, que hubo derrumbes, en fin… Hay mucha información falsa, por eso les pedimos que verifiquen la fuente de información que consultan”.

El titular de la Ceagua insistió en que la población debe estar alerta porque después del sismo del 19 de septiembre de 2017 y los subsecuentes se tiene otro riesgo, que es el de las laderas inestables.

Las lluvias intensas podrían generar un desgajamiento, tapar caminos o poner a la población en algún peligro.

Apuntó que los socavones siempre han existido y podrían darse algunos en zonas urbanas. “Hasta cierto punto son normales porque cuando una tubería se rompe, el flujo de agua desgasta y se genera la oquedad y con el peso encima, hay un hundimiento”, explicó.

Publicado en Sociedad

Las brigadas sanitarias recorrerán los 31 panteones del municipio.

Cuautla.- Para evitar la formación de criaderos de moscos y la propagación de enfermedades como el Dengue, Zika y Chikungunya durante la temporada de lluvias, la Dirección de Salud en Cuautla inició la limpieza y fumigación de los 31 panteones que existen en el municipio.

Al dar a conocer lo anterior, el titular de esta dependencia, Rodolfo Ruiz Amador, manifestó que con el apoyo de personal del Departamento de Servicios Públicos y las brigadas de la Dirección de Salud se lleva a cabo la evacuación de cacharros y todo tipo de objeto que propicie la acumulación de agua de lluvia.

Señaló que derivado de la celebración del Día de las Madres, los panteones volvieron a llenarse de botes y otros objetos que fueron utilizados como floreros y veladoras, los cuales con el agua de lluvia se convierten en incubadoras de los huevecillos de los moscos transmisores del virus del Dengue, Chikungunya y Zika, de ahí la importancia de retirarlos para frenar el avance de estos padecimientos.

Manifestó que al mismo tiempo se corta la maleza y se podan los árboles para después proceder a fumigar el lugar, para erradicar la población adulta de moscos. Las acciones preventivas también se realizarán en las escuelas, centros de abasto y lugares con alta concentración de personas.

Destacó que la limpieza de los 31 panteones del municipio se realiza por lo menos cuatro veces al año, iniciando 15 días antes del Día de las Madres; otra, 15 días después, y también durante la temporada de Muertos.

Ruiz Amador manifestó que a la fecha se tienen reportes de casos sospechosos de Dengue y Zika, pero están en proceso de ser confirmados mediante laboratorio, de ahí la necesidad de que la población colabore con las medidas de prevención para disminuir la proliferación de moscos en las viviendas.

Publicado en Cuautla

Al momento, en el estado se ha confirmado un caso de dengue, uno de chikungunya y uno de zika.

Ante las lluvias que se están presentando en el estado, la Secretaría de Salud recordó a la población la importancia de mantener patios, azoteas y, en general, los hogares y espacios públicos libres de recipientes que puedan acumular agua y convertirse en criaderos de mosquitos transmisores de dengue, chikungunya y zika.

Lo anterior, al reiterar que la forma más eficaz para prevenir estos padecimientos es la eliminación de criaderos y no la fumigación.

Actualmente en Morelos se ha confirmado un caso de dengue, uno de fiebre chikungunya y uno de zika, no obstante, es necesario mantener los cuidados y mantener las acciones de lavar, tapar, voltear y tirar.

Asimismo, la Secretaría de Salud hizo un llamado a utilizar pantalón, manga larga, repelente y pabellones para dormir, y exhortó a la población para que ante síntomas como malestar general, fiebre, dolor de cabeza y huesos, sarpullido o conjuntivitis, eviten la automedicación y acudan a su unidad de salud más cercana.

 

Publicado en Sociedad

El titular de la Comisión Estatal del Agua reitera la alerta por posibles deslaves o colapso de puentes.

Las lluvias de abril y de lo que va de mayo han rebasado el promedio histórico en cuanto a intensidad, informó el titular de la Comisión Estatal del Agua (Ceagua), Juan Carlos Valencia Vargas, quien llamó a tomar precauciones pues hay tres puentes que resultaron afectados por el sismo del año pasado y podrían colapsar por las fuertes crecientes.

Hoy y mañana se celebrará en Acapulco la reunión nacional de Protección Civil, en la que se espera que se den a conocer con mayor precisión los pronósticos sobre lo que se puede esperar en torno a ciclones y huracanes. No obstante, el funcionario estatal comentó que se esperan 30 ciclones, 15 por el océano Pacífico y el resto por el Atlántico.

Indicó que, en el caso de Morelos, durante abril y lo que va del presente mes las precipitaciones pluviales han superado el promedio y en mayo ha llegado hasta el doble de lo habitual. Y apenas está comenzando la temporada, por lo que la previsión es de intensas lluvias en los próximos meses.

Refirió que durante la noche del martes, los indicadores en los municipios de Tlalnepantla, Temixco y Ocuituco clasificaron la caída de agua como “lluvias fuertes”, al llegar hasta los 36 litros por metro cuadrado. Durante todo el mes se han registrado 30 eventos de tormenta en diferentes puntos del territorio estatal.

Valencia Vargas destacó que esta condición implica que la población debe mantenerse atenta a los avisos de la autoridad ante riesgos, como pueden ser inundaciones o deslaves.

Apuntó que debido al sismo de septiembre del año pasado, nueve puentes resultaron dañados estructuralmente, de los cuales seis se están reparando con recursos del Fondo Nacional de Desastres, pero hay tres que podrían sufrir más daños con importantes crecientes de los ríos: “El Ahogado”, en el municipio de Tlaltizapán; el puente “Tlayecac”, en Ayala, y “Celerino Manzanares”, en Tlaquiltenango. “Si hay fuertes crecientes, éstas podrían provocar que esos tres puentes colapsaran”, señaló el funcionario.

Apuntó que las autoridades de Protección Civil ya han adoptado en esos lugares las medidas de prevención necesarias para no permitir la circulación por esos sitios, pero destacó que es necesario que la población lo tome en cuenta.

Otro de los factores de riesgo por las lluvias –reiteró– es el de deslaves o deslizamientos de cerros; también representan un riesgo las socavaciones, pues debido al sismo es posible que hubiera daños en tuberías subterráneas, lo que ocasiona desgaste en sitios no visibles “que ocurren todo el tiempo, pero que con el sismo podrían presentarse en mayor número”.

Por su parte, este miércoles, autoridades de la Coordinación Estatal de Protección Civil emitieron un comunicado en el que hacen una serie de recomendaciones para prevenir incidentes ante los riesgos que implica la temporada de lluvias.

“Con el inicio de la temporada de lluvias y ciclones tropicales, la CEPCM hace un exhorto a la población a evitar tirar basura en las calles, barrancas, ríos y canales, ya que esto es la primera causa de taponamiento de alcantarillas y la obstrucción de los cauces”, menciona el comunicado.

También destacó la importancia de tomar precauciones al conducir, “como reducir la velocidad del vehículo, utilizar el cinturón de seguridad, encender las luces intermitentes así como tener en buen estado mecánico el vehículo”.

Dirigió su llamado a la población, pero también a las autoridades del ramo en los municipios: “También se hace un llamado a las áreas de protección civil a restringir el paso vehicular en puentes, vados y pasos a desnivel que estén en una zona vulnerable a inundaciones, esto con la finalidad de no exponer la integridad de la ciudadanía”.

Publicado en Sociedad

Se presentarán lluvias ligeras hoy viernes y chubascos puntuales el fin de semana.

La Comisión Estatal del Agua (Ceagua) informó que durante este fin de semana, se prevé UN ambiente diurno cálido a caluroso, mientras que por la noche será templado.

Asimismo, la dependencia indicó que persistirá potencial de lluvias limitado hasta la tarde del día sábado, cuando se pronostican intervalos de chubascos (5.1 a 25.0 mm) de manera puntual en el sur de la entidad, en el resto del estado se esperan precipitaciones ligeras dispersas.

La Ceagua señaló que las temperaturas máximas persistirán cercanas a los 35° C en el sur del estado; en el centro de la entidad se prevé oscilen de 27 a 30° C, mientras que en las zonas más frescas se esperan cercanas a los 25° C.

Por lo anterior, se hace un llamado a la población a seguir al tanto de los avisos meteorológicos emitidos por las autoridades para evitar cualquier afectación.

 

Publicado en Sociedad
logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.