Publicado en Sociedad Martes, 09 Octubre 2018 05:53

Transportista de la zona oriente busca vengarse de fiscales que lo persiguieron

Escrito por

Agrupaciones anuncian protestas en la Fiscalía General de esa región.

Líderes de agrupaciones de transporte público de la región oriente del estado adelantaron que en unas dos semanas tomarán las instalaciones de la Fiscalía de Justicia de la zona, para obligar a que quienes, en su oportunidad los persiguieron y amenazaron, paguen por sus culpas.

Josué Alfonso Torres, de la organización Leandro Valle de Jonacatepec, dijo que “cuando se intentó imponer el Morebús, muchos de nosotros ofrecimos resistencia y se nos amedrentó, en lo particular la aún fiscal Marisol Montero y Adriana Martínez respaldadas por una media docena de policías del Mando Único encapuchados, penetraron mi domicilio por la fuerza y me sembraron droga en mi casa.  Se llevaron a mi hijo, a mi mujer y a dos menores de edad, uno de apenas un año”.

Sostuvo que “a mi hijo lo golpearon y a todos nos acusaron de delincuencia organizada sólo por defender nuestros derechos y fue con el apoyo de los entonces senadores Fidel Demédicis Hidalgo, Rabindranath Salazar Solorio y Lizbeth Hernández Lecona que logramos salir libres, nos tenían en la Procuraduría General de la República”.

Advirtió que “eso no puede quedar así, disponemos de pruebas y testigos; vamos a proceder legalmente y para comenzar, tomaremos la fiscalía de la región oriente porque además todavía no hay cambios, son los mismos que estaban antes”.

Incluso, agregó: “hubo compañeros transportistas que se prestaron a ese juego de amenazas y calumnias, contamos con nombres de muchos, los señalaremos porque fueron cómplices de acciones delictivas, tortura y otras cosas, perpetradas por el gobierno anterior, por unas cuantas monedas o concesiones”.

Josué Alfonso consideró que tuvieron cerca de correr con la mala suerte de Romualdo Ixpango Merino, “era de nuestro grupo, de acá arriba se lo quebraron, nosotros la libramos de milagro”. Luego sostuvo que por el rumbo del Hospital en Santa Inés, en Cuautla, las autoridades actuales deberían buscarle, ya que en esa zona debe haber cientos de fosas con cadáveres. Cuando alguien desaparecía, lo iban a dejar por ese lado, es un lugar propicio porque la tierra es suave y está muy sólido”.

Sostuvo que no fue la única víctima de la represión, hay por lo menos una docena de permisionarios más que están armando una denuncia conjunta, para pedir a las instancias correspondientes se inicien las averiguaciones y los procesos legales respectivos para poder fincar responsabilidades.

 

 

Publicado en Sociedad
Daniel Alcaraz Gómez

goo.gl/1lzdN8 | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lo último de Daniel Alcaraz Gómez

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.