Publicado en Radiografia del Poder Jueves, 27 Julio 2017 05:26

Hacia la Federación Va UAEM por rescate

Escrito por

Paso Exprés, ya era tiempo.

Las finanzas de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) siguen presentando serias dificultades, la falta de cumplimiento de algunos compromisos relacionados con subsidios de parte de las diversas instancias gubernamentales ponen en riesgo el funcionamiento de la máxima casa de estudios y como hace algunos meses, la comunidad universitaria encabezada por el rector Alejandro Vera Jiménez va nuevamente a tocar puertas federales.

Pero al igual que en el pasado reciente, no van solos, serán acompañados por algunos grupos y organizaciones, como en el caso de los concesionarios de la Federación Auténtica del Transporte (FAT) que representa Dagoberto Rivera Jaimes. Incluso, en esta ocasión, aunque seguramente no será de manera física, el obispo de Cuernavaca Ramón Castro Castro les ofrecerá el apoyo moral.

El dinero comienza a ser insuficiente, decía ayer Vera, hay algunos rubros que no han sido cubiertos desde hace muchos años de parte de las instituciones federales como la Secretaría de Hacienda y la de Educación y que representan muchos millones de pesos, con los que se lograría superar cualquier inconveniente, no obstante son fondos que difícilmente serán resarcidos, pero mientras tanto se tiene que conseguir dinero por la vía que sea y ya en otras ocasiones lograron que la Secretaría de Gobernación (SG) presionara la liberación de recursos frescos.

En ese propósito, los universitarios han enviado un mensaje al titular de la SG, Miguel Ángel Osorio Chong, a quien convocan para que acuda a su encuentro el próximo 30 de julio en lo que se conoce como Puerta Morelos y es el límite entre nuestro estado y la Ciudad de México. Irán en marcha a la capital del país y la esperanza es que los funcionarios competentes en la materia les den el encuentro a medio camino, de esa manera se evitarían llegar hasta la metrópoli, ocasionado todo tipo de inconvenientes, sobre todo en materia de tránsito vehicular.

La UAEM arrastra desde años atrás un déficit que la limita en todos los ámbitos y desde luego que también alcanza a todo lo que tiene que ver con la calidad académica. La Universidad ha logrado duplicar la matrícula de unos 21 mil a más de 40 mil universitarios, sin embargo sigue muy lejos de satisfacer las demandas de educación superior y cada año son miles de jóvenes los que se quedan fuera y sin oportunidad de prepararse, porque además sus familias no cuentan con posibilidades económicas como para pagar una colegiatura en instituciones privadas.

El futuro de los muchachos está basado en el ingreso a las aulas de la UAEM, de lo contrario, irán a formar parte de las enormes filas de aquellos que no estudian ni trabajan y por lo tanto son presa fácil de la delincuencia, de ahí que sea tan urgente inyectar más dinero a este tipo de instituciones, pero como que no hay mucha voluntad oficial, acaso discursos y demagogia para medio disfrazar la realidad.

Seguramente se aprovecha la temporada vacacional para desarrollar este intento y no afectar el ciclo escolar, lo que parece prudente, sin embargo, todo depende de la respuesta que reciban, porque si no hay solución, el movimiento pudiera tomar otros cauces, ya lo vivimos en su oportunidad.

Habrá que ver cuál es la respuesta a la convocatoria, porque, como hemos mencionado, los muchachos están de vacaciones y a lo mejor la mayoría anda fuera o en labores de familia que no les permiten participar.

PASO EXPRÉS, YA ERA HORA

Y en relación al ya recurrente tema del Paso Exprés Cuernavaca, por fin la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) responde y se compromete a obligar a las constructoras que desarrollaron el proyecto, a construir un puente elevado en la zona donde se registró el socavón, para remediar de fondo el conflicto, pero a decir verdad, se tardaron mucho.

Y tampoco se piense que le están haciendo un favor a los ciudadanos, con eso de que los constructores se harán cargo de la remediación, porque no es así, esos empresarios tenían también que ser requeridos legalmente para que expliquen cómo fue posible que ocurriera tal tragedia en una vialidad recién entregada, con escasos tres meses de uso.

Pero por lo menos ya se puso oídos a los morelenses que se sienten agraviados por el desprecio con el que han venido siendo tratados desde los desafortunados sucesos, porque pareciéramos limosneros, cuando lo único que se demanda es resolver una falla provocada por ellos mismos. La construcción del Paso Exprés generó durante meses una serie de conflictos por el caos vial, que llevó a miles de horas-hombre pérdidas.

Las molestias no han terminado, porque a decir de los funcionarios responsables, llevará en promedio unas 10 semanas, o sea dos meses y medio más, levantar el puente elevado y habrá que estar conscientes de que eso representará dolores de cabeza de miles de ciudadanos o estudiantes que entran y salen de la capital del estado para cumplir con sus tareas cotidianas.

Por lo que se ha dicho, se va a demoler el tramo que comprende el área de hundimiento, a fin de levantar ese puente por arriba y con eso evitar que el drenaje o alcantarilla pluvial pueda volver a ser punto de riesgo. Van entonces a destruir parte del asfalto y eso llevará un tiempo, al que habrá que agregarle el montaje de las otras estructuras, aunque debe tratarse de preconcreto que se instala en un corto tiempo.

Lo único positivo es que por fin se tomaron determinaciones definitivas, que era uno de los reclamos más sentidos, no obstante, todavía la SCT no hace caso a la petición de que se eliminen las barreras centrales y se abra a la circulación general toda la vía. La calma no va a llegar, en tanto se mantenga esa actitud de ignorancia al sentir colectivo. Ojalá sea el siguiente paso.

 

Publicado en Radiografia del Poder
Etiquetado como

Lo último de Daniel Alcaraz Gómez

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.