Publicado en Radiografia del Poder Martes, 27 Junio 2017 05:15

Y en el caso del FAO, entre PAN y PRD ¿Cómo repercutiría en Morelos?

Escrito por

En sus respectivos acuerdos de fin de semana, tanto panistas como perredistas han considerado la posibilidad de ir en un Frente Amplio de Oposición (FAO), particularmente en lo que se refiere a la candidatura por la presidencia de la república el año que entra.

Su propósito es intentar de nuevo sacar de Los Pinos al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y previendo que si van solos difícilmente se lograría el sueño, advierten de la posibilidad de ir juntos, aspecto que necesariamente abre puertas para que se haga lo propio en aquellos estados donde –como en el caso Morelos- se juega la gubernatura.

Quienes están cerca de aquellos que toman decisiones en ambos partidos, aseguran que ya incluso hay una propuesta de quién sería el abanderado de ambas fuerzas políticas si se concretara lo que se viene conformando y que el candidato sería el líder nacional de Acción Nacional (PAN) Ricardo Anaya, quien, igualmente se señala, viene haciendo a un lado a su más cercano rival Margarita Zavala, esposa del ex presidente Felipe Calderón Hinojosa.

Desde luego que ese tipo de frentes tampoco son sumas numéricas en automático, hay corrientes al interior del PAN y del PRD que no aceptan ese tipo de mezclas, asumiendo que los proyectos de partido son opuestos e ideológicamente incompatibles y por lo tanto a la hora de la verdad, preferirán sumarse a otra trinchera, que ceder ante la lucha del poder por el poder mismo.

Sin embargo, estarían incrementando las tendencias favorablemente en unos siete puntos porcentuales, cosa que los situaría a buena distancia del adversario común, el priismo. Claro, hablamos de los escenarios electorales que se aprecian en este momento, en los que a nivel de partidos, hay una especie de empate técnico entre PRI, PAN y Morena.

Pero el panorama cambia permanentemente y decíamos hace poco, que para los observadores y críticos, el partido en el poder estaba vencido y sólo era cuestión de esperar al término de este mandato para que abandonara palacio nacional a favor de otra fuerza electoral, eso a finales e inicios de este año, sin embargo, resulta que vuelve a ser el enemigo a vencer, por eso se tiene que ser muy cauteloso para poder adelantar vísperas.

Pero como decíamos, los movimientos y las estrategias que se articulan en la cúpula de las fuerzas electorales, tienen repercusiones en las entidades federativas y como en Morelos la elección para gobernador será en ese mismo proceso, el impacto es bastante.

A pesar de que, en lo particular, los panistas locales siguen asegurando que acá no hay posibilidades de un frente común con el PRD, las determinaciones vienen del CEN y bajo tales circunstancias, nada está descartado, por eso las conjeturas están a la orden del día en torno a un posible FAO en la tierra zapatista.

Y lo que se manifiesta por ahí entre personajes con cierta cercanía a aquellos que toman las decisiones, es que en lo que tiene que ver con nuestro estado, un grupo con cierto poder al interior del perredismo cupular estaría ofreciendo la candidatura presidencial al PAN, con algunas condiciones, una de ellas, que en lo referente a nuestra entidad el candidato a gobernador lo ponga el PRD.

Y si esto va por ahí, la tendencia sería a favor de la diputada federal Lucía Meza Guzmán o del secretario de gobierno Matías Quiroz Medina y entonces el diputado federal Javier Bolaños Aguilar tendría que aceptar ir por una senaduría o incluso la presidencia municipal de Cuernavaca, porque es una plaza donde ellos garantizan mayor rentabilidad electoral.

Pero también se agregan algunas observaciones, como aquello de que todos los que tienen una posibilidad de competir por el gobierno de Morelos, están en espera de lo que suceda en relación al presidente municipal de Cuernavaca.

Falta saber la decisión del líder del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Andrés Manuel López Obrador y el destino del senador Rabindranath Salazar Solorio, de que en el caso de que el tabasqueño ganara la presidencia, él se iría como embajador a Alemania.

Pero incluso en el resto de los partidos, hay la percepción de que como candidato presidencial AMLO ganará ampliamente en el territorio tlahuica, aunque si no lleva un candidato rentable al gobierno local, igual y no gana, de tal forma que si la decisión es a favor de una figura acorde a las circunstancias, podrían lograr la hazaña.

Ya lo decíamos, un frente entre izquierda y derecha obligaría a muchos, de ambos lados, a sumarse a otras fuerzas y se antoja que la mayoría se inclinaría por el proyecto de López Obrador, por eso las cosas siguen estando confusas en lo que se refiere a las tendencias.

Como quiera que sea, ya las estrategias electorales están en desarrollo y a pesar de que el PRD deja la puerta abierta a Morena para que se sume al FAO si lo desea, pareciera que éstos no quieren para nada arriesgarse, por los antecedentes que de ello tienen en el reciente pasado, así que entonces la batalla por Los Pinos se estaría dando entre el bloque PAN-PRD, otro frente conformado por el PRI, PVEM y Nueva Alianza y desde luego el Movimiento de Regeneración Nacional.

Aparentemente el tricolor se ve rezagado ante PAN y Morena, pero todavía no se tiene certeza de quién sería el candidato, una vez que se conozcan las estadísticas pueden variar, esto es siempre así, por eso, en apariencia, las otras fuerzas parecen tener ventaja. 

 

Publicado en Radiografia del Poder

Lo último de Daniel Alcaraz Gómez

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.